Acnur cifra la diáspora venezolana en 3.7 millones de personas y pide...

Acnur cifra la diáspora venezolana en 3.7 millones de personas y pide a los países que les den protección

COMPARTIR

En una nota orientativa, el organismo de la ONU destaca el empeoramiento de la crisis humanitaria en Venezuela, dice que la mayoría de quienes huyen del país son refugiados y pide a las naciones que los reciben y que no los deporten.


La Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) considera que “la mayoría” de los 3.7 millones de ciudadanos que se han visto obligados a abandonar Venezuela en los últimos años a causa de la profunda crisis política, económica y humanitaria son refugiados e instó a los Estados que los reciben a que les den protección adecuada y no los deporten.

“Dado el deterioro de las circunstancias en Venezuela, el Acnur reitera su llamado a los Estados que reciben venezolanos para que permitan el acceso a su territorio y destaca la importancia fundamental de garantizar el acceso a los procedimientos de asilo o a los mecanismos de protección grupales con las salvaguardias adecuadas”, se lee en una nota orientativa emitida por el organismo.

La ‘Guía de orientación sobre el flujo de venezolanos’ reconoce que el éxodo de venezolanos plantea “desafíos complejos” para los países receptores de la diáspora y que “puede llevar a que los sistemas de asilo se vean desbordados”, pero recomienda a los gobiernos que se aseguren de que no se deporta a Venezuela a los ciudadanos de ese país “de conformidad con el derecho internacional de los refugiados”.

“Esta garantía tendría que estar asegurada ya sea en el documento oficial de residencia expedido a los venezolanos o a través de otros medios efectivos, tales como instrucciones claras a los organismos encargados de hacer cumplir la ley”, se lee en la recomendación.

Según Acnur, a finales de 2018 unos 460,000 venezolanos habían solicitado asilo formalmente en otros países, la mayoría en naciones vecinas de Sudamérica.

En Estados Unidos, desde 2017, los venezolanos se convirtieron en el grupo más numeroso de personas que solicitan asilo, de acuerdo con el Servicio de Inmigración y Ciudadanía (USCIS). Solo el año pasado, 28,485 ciudadanos de ese país pidieron esa protección.

El éxodo de personas que huye de la profunda crisis de Venezuela es considerado por la ONU como el movimiento de población más masivo de la historia reciente de América Latina.

Ese influjo de migrantes y refugiados venezolanos llevó a Acnur a abrir un campamento en la Guajira colombiana, una opción que el organismo internacional había descartado en ocasiones anteriores.

Acnur considera que la mayoría de venezolanos se encuentran necesitados de protección internacional “sobre la base de las amenazas a su vida, seguridad o libertad resultante de eventos que se encuentran actualmente perturbando gravemente el orden público” en su país y matiza que el enfoque de refugiado no se puede aplicar a quienes “contribuyen a perpetuar estas circunstancias, miembros de grupos de delincuencia organizada y personas que se benefician materialmente de las circunstancias que perturban gravemente el orden público”.

Finalmente, Acnur se pone a disposición de los estados receptores de la diáspora venezolana para ofrecerles asistencia técnica y apoyo operacional para mejorar su respuesta ante el reto que representa este movimiento masivo de personas.

Lorena Arroyo / Univisión

NO COMMENTS