Gobierno arrancó jornada contra la especulación de alimentos

Gobierno arrancó jornada contra la especulación de alimentos

COMPARTIR

El presidente Nicolás Maduro anunció que ayer arrancó una jornada especial cívico-militar, contra la especulación de alimentos de la dieta básica.

El operativo prevé fiscalizar 11.890 establecimientos comerciales a nivel nacional.

“Vamos a peinar toda la geografía comercial del país”, comentó en alusión al sobreprecio en los productos básicos. Y solicitó el apoyo de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) y de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) y del pueblo en esta jornada.

Durante el programa Los Domingos con Maduro, dijo que se aplicará la ley a quienes incurran en estos delitos. “Pónganle los ganchos a todo el que haya que ponerle los ganchos, llámese como se llame, y saquen los productos a la venta social, todos aquellos con los que estén especulando”.

El vicepresidente Tareck El Aissami adicionó que en tan pocas horas de iniciada esa jornada se habían detectado dos casos de acaparamiento y especulación. Indicó además que esta semana serán publicados los primeros 50 precios acordados con los sectores productivos como parte del Plan 50.

Venezuela, nunca en default

En el preámbulo de la reunión que sostendrán hoy el Gobierno y sus acreedores en el Palacio Blanco, en Caracas, para renegociar y refinanciar la deuda externa, Maduro aseguró que Venezuela no caerá en impago de sus compromisos.

“Han jugado a que Venezuela se declare en default. El default nunca llegará a Venezuela. Venezuela siempre tendrá una estrategia clara, y ahora nuestra estrategia es renegociar y refinanciar toda la deuda externa de Venezuela porque no vamos a seguir en esta línea”, afirmó el Presidente.

Sostuvo asimismo que hay 414 acreedores nacionales, de Europa, Estados Unidos y de otras partes del mundo, que suponen el 91 % de los tenedores de deuda venezolana.

“En 36 meses”, añadió, “Venezuela ha cancelado 73.359 millones de dólares sin retardo ni de un segundo. Lo digo y casi lloro del dolor”. La República ha honrado sus pagos, “aún en circunstancias difíciles”, el gobierno sigue empeñado en conseguir “condiciones favorables y justas” para el refinaciamiento.