Ortega Díaz acusa a Cabello de recibir 100 millones de la corrupción

Ortega Díaz acusa a Cabello de recibir 100 millones de la corrupción

COMPARTIR

La exfiscal venezolana Luisa Ortega, que el pasado viernes huyó de su país tras ser acusada de traición, aseguró el miércoles en Brasilia que tiene «muchas» pruebas de corrupción contra los principales jerarcas chavistas y contra el mismo presidente Nicolás Maduro, que entregará a países como EE.UU., España, Colombia y Brasil para que las investiguen. En concreto, dijo tener pruebas de que el número dos del chavismo, Diosdado Cabello, recibió 100 millones de dólares (casi 85 millones de euros) de la constructora brasileña Odebrecht. La respuesta de Caracas no tardó en llegar. Tarek William Saab, su sustituto en el Ministerio Público, anunció ayer que reabrirá casos de corrupción y narcotráfico «olvidados» por Luisa Ortega.

«En Venezuela ha ocurrido la muerte del derecho. La estabilidad de la región está en peligro», sentenció la exfuncionaria al inaugurar ayer en Brasilia la cumbre de fiscales del Mercosur. Ortega, chavista disidente, lanzó estas acusaciones tras huir de su país denunciando persecución política y después de que Maduro pidiera su detención a Interpol.

«He sido víctima de allanamientos en Venezuela, en mi hogar se llevaron hasta pertenencias sencillas», agregó la exfiscal, que fue destituida el pasado 5 de agosto por la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), acusada de cometer «actos inmorales». Luisa Ortega cree, sin embargo, que fue destituida por investigar la corrupción en Venezuela y denunciar la «ruptura del hilo constitucional» en el país.

Enviará pruebas

Recibida por el fiscal general Rodrigo Janot, una de las principales caras de Brasil en la lucha contra la corrupción, Ortega inauguró el encuentro en medio de gran expectación. La exresponsable del Ministerio Público confirmó también que enviará documentos y pruebas a las autoridades de España, EE.UU., Brasil y Colombia para que tomen medidas contra los abusos del actual Gobierno venezolano.

«Tengo muchas pruebas contra Nicolás Maduro, Diosdado Cabello y Delcy Rodríguez», sostuvo Luisa Ortega ante la presencia de los fiscales generales de Brasil, Argentina, Paraguay, Uruguay, Chile y Perú. A ellos también les prometió denuncias sobre el caso Odebrecht, uno de los más sonados de Brasil y que ha extendido sus tentáculos de corrupción por todo el continente.

«Esas pruebas las tengo conmigo y voy a cederlas a los Estados para que procedan a investigar a las personas a las que correspondan, a Nicolás Maduro, Diosdado Cabello, Jorge Rodríguez, no solo por el caso Odebrecht», señaló, criticando además a la recién instalada ANC. «Esa Constituyente tiene una Comisión por la Justicia, así llamada, con facultad para perseguir, condenar a cualquier ciudadano que sea un adversario político», declaró.

Según su relato, Venezuela tiene once obras inconclusas de Odebrecht, y el constituyente Cabello habría recibido 100 millones de dólares en sobornos a través de una empresa española llamada TSE Arietis, vinculada a la constructora brasileña y cuyos propietarios serían primos del venezolano. La exfiscal también se refirió a una empresa mexicana que estaría a nombre de personas cercanas a Maduro, contratada por el chavismo para distribuir las «clap» (bolsas de comida).

Ortega también culpó al presidente venezolano de la crisis política, social y económica que vive su país, donde -enfatizó- no hay garantía para la Justicia. «El Gobierno lo que quiere es impunidad», afirmó. La exfiscal también denunció el «secuestro» del general Raúl Isaías Baduel, crítico del chavismo, que hace dos semanas fue trasladado a un lugar desconocido desde su celda en la prisión militar de Ramo Verde por agentes de la Contrainteligencia Militar.

Otro objetivo de las denuncias de Ortega fue su sucesor, Tarek Saab,quien estaría implicado en seis casos de corrupción de la petrolera estatal Pdvsa. La exfiscal pidió a sus colegas de la región que no colaboren con Saab porque «las pruebas serán destruidas». Sin dar mayores explicaciones ni citar pruebas concretas, la exfiscal destacó que Venezuela es clave en la ruta de narcotráfico sudamericano.

Luisa Ortega recibió el apoyo de los fiscales, que se solidarizaron con ella en sus discursos. El brasileño Janot la trató como la «legítima fiscal» de Venezuela. «Asistimos a una violación institucional del Ministerio Público venezolano. Sin independencia, el Ministerio Público de nuestro vecino del norte no está en condiciones para defender los derechos de las víctimas y acusados, ni de conducir investigaciones criminales o actuar en un juicio con independencia», dijo el fiscal. Rodrigo Janot agregó que la Constituyente fue elegida en un proceso lleno de «sospechas de fraude».

Ortega agradeció además la solidaridad del presidente colombiano, Juan Manuel Santos, que la recibió el pasado viernes -cuando llegó junto a su marido a Bogotá procedente de Venezuela a través de la isla de Aruba- y le ofreció asilo. La exfuncionaria venezolana tenía previsto regresar a Colombia después de la cumbre de fiscales. Ortega también comentó que, por el momento, no ha recibido ninguna oferta de asilo de Estados Unidos.

La Haya y la OEA

Al terminar su participación en la cumbre de fiscales, Ortega se reunió con el canciller brasileño, Aloysio Nunes, uno de los líderes del grupo de cancilleres que pidió la suspensión de Venezuela del Mercosur a principios de agosto. Brasil también le ha ofrecido asilo. Nunes precisó que «ella prefiere quedarse en Sudamérica aunque en los próximos días tiene una agenda internacional debido a que pretende ir a La Haya y a la OEA» para denunciar la grave situación política de Venezuela.

La respuesta de Cabello

Por su parte, Cabello ha desmentido las palabras de la exfiscal Ortega. La negativa del dirigente chavista ha estado acompañada de un órdago a aquellos que quieran investigar su posible relación con el caso Odebrecht.

«La señora llega y dice que no sé quién me depósito a mí en una cuenta 100 millones de dólares. Te los regalo mamá, que además no cuadran esas cuentas ¿no? porque según yo escuché el presidente de Odebrecht dijo (…) que en Venezuela se habían otorgado sobornos por 98 millones de dólares», ha afirmado Cabello.

Durante su programa «Con el Mazo Dando», transmitido por el canal estatal VTV, ha lanzado otra pregunta: ¿Dónde están los 15 (millones de dólares) que le dieron a (el opositor Henrique) Capriles que ellos mismos dijeron allá? ¿de dónde está saliendo tanta plata? Porque son mentirosos, porque son falsos».

NO COMMENTS