Sebastiana Barráez: El pernil de Gladys Gutiérrez

Sebastiana Barráez: El pernil de Gladys Gutiérrez

2197
0
COMPARTIR

En vísperas de la Navidad el personal tribunalicio (obreros, empleados, jueces e inspectores de tribunales, activos, jubilados y pensionados) y de la Dirección Ejecutiva de la Magistratura (DEM) recibieron este mensaje:

Buenas noches camaradas. Importante difundir que gracias al Dr. Silio y Mag. Gladys Gutiérrez, el día lunes 26 de diciembre 2016 se va a entregar gratuitamente un (01) pernil a cada funcionario DEM. Esto beneficiará a un total de 33.000 trabajadores del poder judicial. Incluye funcionarios Activos y Jubilados. El alcance será para los 24 estados. Deben estar presentes los titulares. Contra viento y marea estamos en batalla”.

La información corrió como pólvora. “Un pernil y gratis”. Las expectativas se extendieron. Mario Naspe, Secretario de Información Nacional del Sindicato de los Obreros del poder judicial (Suontraj) de inmediato alertó que “se informen de lo pertinente a ejecutarse en cada estado o región, en Bienestar Social de Chacao a través de los teléfonos 0212-2743178, 0212-2743348, 0212-2743012 o a través de cada Director de DAR Regional”. Recomendó que cada quién lleve su carnet o Constancia de Trabajo.

El que no tenga que lleve Constancia de Ingresos y Fe de Vida original en caso de los jubilados, incapacitados con sus cédulas de identidad. “A los fines de que puedan informarse y llegar oportunamente sin contratiempos y poder disfrutar de dicha entrega que no es un derecho contractual si no una entrega gratuita que unilateralmente dará el compañero Silio conjuntamente con la compañera Gladys Gutiérrez”.

Los días pasaron y los tribunalicios esperaban el pernil prometido. La indignación se dejó colar en las redes sociales de los jueces y empleados de los tribunales y la DEM. El secretario nacional del sindicato de los obreros, Igor Velazco, informó casi al terminar el año que “el pernil no fue llevado a nivel nacional por problemas de logística. El transporte que debía tener refrigerador, no se consiguió para enviarlo con anticipación”.

Él debió confesar que hubo problemas “con la empresa con la cual se hizo el negocio para adquirir el pernil. En reunión con el doctor Silio manifestó que están haciendo lo humanamente posible para enviar los perniles a cada estado, ya que no se consigue transporte.”

Informó que Calixto Salazar manifestó que “estuvo hasta tarde tratando de que se lleve el pernil a todos los estados y para ello se estaba hablando con el Ejército”.

El 30 de diciembre le llegó el pernil al personal de Lara y Yaracuy. Velazco soltó por fin lo temido: “A todos los estados no va a llegar el pernil, por motivo de transporte, pero a las jurisdicciones a las que no le llegue pernil les llegará una bolsa de comida equivalente al costo del pernil, que incluirá arroz, harina, aceite, carne; para eso se está hablando con una empresa distribuidora de comida”.

El pernil no llegó a ningún estado andino. “Hay cinco estados que no se le consigue transporte y a donde no llegará el pernil”, soltó Velazco.

Nada más

Para mayor molestia, los trabajadores recibieron la noticia, de que “no hay real, no van a dar más nada. Esa es la realidad. Lo único que van a dar es un bono de 23 mil bolívares a depositar en las tarjetas de alimentación. Están haciendo todo lo posible para depositarlo a más tardar el 02 de enero”. Lo llamaron “bono hayaquero”.

Con desaliento Velazco les dijo a los tribunalicios: “Yo también soy un trabajador de la DEM. Cuando me dicen ladrón, arrastrado y chupamedias, ninguno de los compañeros míos sale a defenderme. Cuando nos sentamos a discutir la Convención Colectiva nos dijeron que no sabíamos hacer nada en una mesa de discusión. Fuimos los únicos que pusimos los puntos sobre las íes para defender los beneficios de los trabajadores. Muy claramente nos dijeron que nosotros no teníamos la mayoría absoluta y que si no queríamos no firmáramos el contrato, porque igualito se iba a firmar”.

Improvisación

Todo indica que Gladys Gutiérrez no regresará al TSJ, pero tampoco renunciará porque la Asamblea Nacional tendría que nombrar un nuevo magistrado y el chavismo no tiene los votos para imponerlos ellos.

Da tristeza la improvisación para tomar medidas, en este caso del pernil, antes fue la desincorporación de los billetes de 100, la de los juguetes de la empresa Kreisel, que finalmente fueron repartidos entre militares y funcionarios cercanos al alto gobierno o de la ropa de EPK que terminó siendo ofrecida por páginas web que comercializan cualquier cosa.

Un juez comentó con más amargura que molestia. “Lo del pernil más que un regalo es una limosna, con la cual pretendieron comprar al personal”. Indignado, contó cómo ese evento se convirtió en los chats de jueces y obreros en un motivo, primero de burla y chistes, luego de improperios contra Gutiérrez y Silio, para finalmente terminar en la terrible percepción de que en este país ya son demasiadas las decisiones que se toman a la ligera, sin planificación ni respeto por el trabajador.

Eso ocurre en el más alto tribunal, ese que está dictando medidas como un supra organismo que pretende regir los destinos de la democracia venezolana. Es la institución donde algunos magistrados exhiben currículos pobres y, lo peor, hay quienes fueron escogidos como magistrados sin tener los requisitos mínimos.

Habrá que preguntarse si no son capaces ni siquiera de cumplir con la entrega de un pernil por el cual había que agradecer a Gladys y a Silio, como sugería el mensaje. Y son ellos quienes están decidiendo el destino de diputados y de instituciones como la Asamblea Nacional. Por lo menos, la duda queda.

Claro sí está que la distribución de los alimentos se está convirtiendo en un negocio para algunos y en un acto proselitista para otros, como ocurre en el estado Falcón donde un diputado del chavismo repartió mucho pernil y bolsas de comida en diciembre. No se sabe de dónde ese parlamentario, muy cercano a Diosdado Cabello, obtiene toneladas de alimentos, que tiene depositados en un almacén del puerto en Punto Fijo.

@SebastianaB

NO COMMENTS