Tony Hands: Un populista de derecha avanza en una Venezuela enojada con...

Tony Hands: Un populista de derecha avanza en una Venezuela enojada con los políticos

COMPARTIR

Cuando Leocenis García, apareció en la palestra política hace año y medio, después de salir por sexta vez de la cárcel, la clase política lo miró con desprecio.

No había nada en este editor de medios que hiciera parecer que llegaría a tener alguna relevancia. Con acusaciones oscuras, y siempre una tela de juicio sobre sus prácticas en el periodismo, García, líder del movimiento Prociudadanos, era casi un cero a la izquierda.

En abril pasado apareció como una figura emergente en los sondeos de la firma Datanalisis. El paso siguiente fue el brinco a su partido- aún no legalizado- de varios diputados de un Congreso que perdió el apoyo de la opinión pública por su incapacidad de marcar una ruta definitiva para la salida de Nicolás Maduro del poder, un gobernante cuyas medidas han hecho tocar a ese país una inflación cercana al 13 mil por ciento, según el Fondo Monetario Internacional.

García es joven, carismático y capaz de generar un sentimiento de optimismo en una época de incertidumbres y ansiedad, en la que la gente suele inclinarse al pesimismo. El líder de Prociudadanos defiende el modelo capitalista, exalta a los jóvenes, invitándoles a gobernar, una retórica que parece estar dándole resultado.

Sus actos cada vez son más masivos, mientras se muestra en mercados y barrios abrazando gente, al mejor estilo de un populista. Uno, vinculado a la derecha, que defiende la meritocracia, la libre empresa y el libre comercio.

El resultado de la crecida de Prociudadanos es inesperado para muchos, pues pocos le apostaban a un movimiento, liderado prácticamente por adolescentes y de poca experiencia en política. Todo ello no lo dibujaba como un partido competidor con muchas opciones de triunfo en ese mundo. De hecho después de una alianza con el socialdemócrata Timoteo Zambrano, hubo una separación en menos de un mes. Las causas aún no parecen claras.

Sin embargo, Prociudadanos parece haber llegado para quedarse. Sus mensajes son retóricos sobre condenar a los políticos tradicionales sin ninguna piedad y acusarlos de mantener el régimen de Maduro en el poder; mientras se enfocan en temas económicos y de finanzas.

Por ahora insisten que los controles económicos del gobierno son los que han provocado la crisis sin precedentes en el país, algo que parece aceptar la opinión pública sin problemas.

“Nosotros queremos un país próspero y por eso desde Prociudadanos hablamos de liberar a la economía, una cosa que les da miedo a quienes gobiernan y a sus colaboradores en la oposición, porque temen un Caracazo. Caracazo es el hambre que pasa la gente en las calles y el drama del día a día del venezolano”, ha dicho García recientemente en medio de su arenga animando a firmar por su movimiento para cumplir exigencias de las autoridades electorales de ese país.

NO COMMENTS